La continuación de la legendaria Pasión de Gavilanes se adapta a los nuevos tiempos.

Como lo dijo había adelantado Alfonso Batista hace unos meses a People en Español: «Es una historia en la que se habla de muchas cosas importantísimas que están pasando en la actualidad, habla un poco del acoso, del bullying, de la raza, de la negligencia también de algunos dirigentes del mundo, de la incoherencia algunas veces de la misma autoridad».

Esos cambios también incluyen diversidad sexual, y en un reciente capítulo develaron que un personaje de la nueva generación es gay.

Se trata de Andrés, interpretado por Jerónimo Cantillo, conocido también por su papel de Dixón en Rebelde (Netflix). Andrés es el hijo de Sara (Natasha Klauss) y Franco (Michel Brown).

Sobre este reto actoral, el colombiano de 28 había dicho a People en Español: «Es liberal, amante, apasionado empedernido que defiende sus ideales, músico, persigue sus sueños y sus pasiones con una nobleza muy bonita, pero al mismo tiempo con una carácter especial muy fiel a su carácter».