A través de Supraguayana, la Alcaldía de Caroní trabaja en reimpulsar las condiciones idóneas que consolidarán la prestación de un servicio de aseo urbano de calidad para el bienestar del pueblo, aunando esfuerzos con el gobierno de Ángel Marcano y el poder popular organizado como lo establece la gobernanza promovida por el presidente Nicolás Maduro Moros.
Giovanni Barrios, secretario de Gestión Urbana y Territorial de la Alcaldía de Caroní, explicó que dentro de las responsabilidades de esta dependencia se encuentra Supraguayana, empresa encargada de la recolección y disposición de desechos sólidos.
En ese sentido, Barrios mencionó la recuperación de los equipos empleados para la recolección de la basura, esfuerzo desarrollado por la Municipalidad como parte del fortalecimiento institucional para fortalecer la flota automotor que permita brindar un buen servicio, contando además con el acompañamiento del poder popular organizado.
Otra de las labores en ejecución mencionadas por Giovanni es la Estación de transferencia y aprovechamiento para la disposición temporal de los desechos sólidos, la cual tendrá lugar –previa aprobación del Ministerio para el Ecosocialismo- en el centro geográfico de la ciudad, la cual permitirá duplicar la capacidad instalada para dicho servicio, además de realizar una valorización dentro del proceso de recolección para los efectos de reciclaje. 
En cuanto al relleno sanitario para la disposición final de los desperdicios, Barrios comentó la rehabilitación de los espacios para tal fin, trabajo desarrollado en conjunto con el Ministerio para el Ecosocialismo y la Secretaría de Ambiente de la Gobernación de Bolívar, a fin de minimizar el impacto ecológico y los riesgos de contaminación para la población en general.


Asumiendo el reto


Justino Albornoz, presidente de Supraguayana, aceptó la responsabilidad de sanear a la ciudad aplicando técnicas y organizar la prestación del servicio mediante planificaciones, a fin de lograr consolidar la Ciudad Guayana para vivir, lema de trabajo del alcalde Tito Oviedo.
“Para lograr la meta, debemos conocer la realidad del parque automotor que sale a diario a cumplir la ruta en frecuencia, por ello construimos una base sólida para garantizar un servicio de calidad, trabajando de la mano con los coordinadores de aseo parroquiales”, agregó.
Albornoz destacó que Supraguayana tiene una deuda con el pueblo, producto de la guerra económica y la pandemia “nosotros como corresponsables debemos saldar, pero en apenas tres meses de gestión los resultados se empiezan a ver”; asegurando que en los próximos meses la situación de los desechos sólidos será controlada en un 80% aproximadamente, por cuanto emplazó a la ciudadanía paciencia y colaboración para promover en la conciencia sobre el manejo de desechos sólidos.